Canadá y México se oponen a cambios radicales que Washington quiere introducir en el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), pero se está acabando el tiempo para resolver las diferencias antes de marzo, cuando está previsto que concluyan las negociaciones.

Funcionarios de los tres países celebrarán la sexta y penúltima ronda de conversaciones en Montreal del 23 al 28 de enero. Un ministro ya está en Estados Unidos y otros dos viajarán este fin de semana.

Canadá, que envía el 75 por ciento de sus exportaciones a Estados Unidos, ha estado conversando con políticos de su vecino del sur y la comunidad empresarial durante casi dos años para reforzar el apoyo al libre comercio.

“Sabemos que nos acercamos a un período importante. Ciertamente nos estamos preparando para todos los escenarios y tenemos la esperanza de poder avanzar”, dijo un portavoz de la canciller Chrystia Freeland cuando se le preguntó sobre las últimas visitas.

Comunicados de prensa que anunciaron los viajes ministeriales dejaron en claro que los miembros del gabinete recibieron instrucciones de “promover el comercio y el TLCAN”.

Expertos en comercio han dicho que a menos que Canadá y México hagan algunas concesiones en Montreal, Trump estará más tentado de emitir un aviso de retiro del TLCAN, como ha amenazado.

httpcn://bit.ly/2Cwhh